Sociedad

Con el Highway Driver Assist, Citroën se lleva la seguridad de viaje

Bienestar, confort y seguridad de última generación convierten a los modelos de Citroën en los compañeros ideales para nuestras vacaciones.

El sistema HIGHWAY DRIVER ASSIST gestiona automáticamente la velocidad y la trayectoria del coche manteniéndolo dentro del carril por el que circula.

Función de asistencia de conducción semiautónoma de nivel 2 disponible en SUV Citroën C5 Aircross, SUV Citroën C5 Aircross Hybrid, Nuevo Citroën C4 y Nuevo Citroën ë-C4 100% eléctrico.

Desplazarse hasta el destino final de las escapadas significa casi siempre realizar un largo viaje por autopista. Una experiencia que todos los modelos de Citroën convierten en un placer gracias al bienestar de referencia que, desde hace años, impone el concepto Citroën Advanced Comfort.

Hoy en día, una función de asistencia a la conducción consigue reducir el estrés tanto en los largos viajes como en el entorno urbano. Se trata del HIGHWAY DRIVER ASSIST, sistema de conducción semiautónoma de nivel 2 con la que el conductor delega parcialmente la conducción en el vehículo para poder reducir el estrés al volante y concentrarse en la carretera.

El sistema que gestiona esta función utiliza la cámara de vídeo de a bordo que reconoce las líneas continuas y discontinuas de la calzada. Durante la conducción, analiza de manera continua las imágenes captadas y las transforma en datos. Este sistema tecnológico combina el Regulador de velocidad activo con función Stop & Go y el Aviso activo de salida involuntaria del carril con el objetivo de mantener automáticamente el vehículo dentro del carril gestionando para ello tanto la velocidad como la trayectoria.

El sistema gestiona el acelerador, el freno y la dirección entre 30 y 180 km/h y proporciona una experiencia de conducción con la máxima seguridad y confort.

El conductor puede regular la distancia con el vehículo precedente eligiendo entre los modos “cercano” o “lejano” como alternativa al modo “normal” y activar el Aviso activo de salida involuntaria de carril. El sistema registra la posición del coche en el carril (en el centro, a la izquierda o a la derecha en base a la conducción habitual), y el conductor puede olvidarse de gestionar la velocidad y la trayectoria puesto que será el coche el que se encargue de ambos parámetros. Se adapta especialmente a carreteras rápidas y autopistas y permite delegar parcialmente la conducción, aunque siempre manteniendo la atención en la carretera.

En base a la normativa vigente, el conductor debe mantener las manos sobre el volante, pese a que no sea necesario que lo dirija. El abandono del volante activa un aviso con el objetivo de mantener en estado de alerta al conductor, que puede recuperar el control del coche en cualquier momento desactivando el Aviso activo de salida involuntaria de carril, moviendo el volante o frenando.

Incluso los engorrosos atascos se gestionan automáticamente ya que el coche reemprende la marcha de manera automática después de un tiempo de parada inferior a los tres segundos.

Actualmente, el tecnológico sistema HIGHWAY DRIVER ASSIST se ofrece en los modelos de gama alta como SUV Citroën C5 Aircross, con cambio automático de ocho marchas y en la versión híbrida enchufable, así como en Nuevo Citroën C4, incluyendo la versión ë-C4 de propulsión 100% eléctrica.