Sociedad

30 años del Opel Astra: Compacto superventas y embajador del cambio

Nuevo nombre, misma misión: el Astra continua la tradición de innovación del Kadett

Cinco generaciones de éxito: casi 15 millones de Astra F – K vendidos hasta la fecha

El favorito de la gente: cada generación del Astra es un éxito en los concesionarios y salones del automóvil

Democratización de sistemas: cada nuevo Astra estrena tecnologías premium en el segmento compacto

El nuevo Astra también como híbrido enchufable: con propulsión electrificada además de con motores diésel y gasolina

En 1991 el Opel Astra heredó la tradición del Opel Kadett de ser pionero en la introducción de innovaciones en el segmento de los compactos y de hacerlas accesibles al gran público. Junto con su predecesor, y más que ningún otro modelo, el Astra se ha convertido en embajador del cambio para Opel, transmitiendo al mundo exterior importantes mensajes del fabricante de automóviles. Entre ellos se encuentran su diseño expresivo, la versatilidad y el dinamismo, así como la emoción, la accesibilidad y la precisión alemana.

En sintonía con los tiempos: el nombre Astra se estrena en 1991

Cuando el Opel Astra debutó mundialmente en 1991 el mundo estaba en proceso de cambio. La nueva generación del compacto de Opel encarnaba por completo ese espíritu. Adquirió un nuevo nombre -Astra, como su compañero británico de Vauxhall- y una gran cantidad de sistemas de seguridad de nuevo desarrollo, como los pretensores de los cinturones de seguridad delanteros. Conocido internamente como Astra F, también se centró en la sostenibilidad, con un alto nivel de reciclabilidad que supuso un gran paso para cerrar el círculo de las materias primas. Los interesados acudieron en masa a los concesionarios. Con una producción de alrededor de 4,13 millones de unidades entre 1991 y 1997, el Astra F es el modelo más vendido de la marca hasta la fecha.

1997: Hollywood llega a Rüsselsheim con el Astra G

El éxito del Astra F puso el listón muy alto para su predecesor, por lo que cuando se empezó a desarrollar la siguiente generación Opel buscó inspiración más allá “de los límites habituales”. Por ejemplo, el equipo de diseño creó el Astra G con la ayuda de la película “Parque Jurásico”; aunque esto no quiere decir que el modelo se haya clonado a partir del ADN de un dinosaurio. Más bien, los diseñadores, utilizaron un programa de diseño asistido por ordenador (CAD) llamado ALIAS, desarrollado originalmente para películas de animación por ordenador como la superproducción de Hollywood. El programa permitió al equipo trabajar en el nuevo modelo en un entorno virtual tridimensional.

El propio Astra H alcanzó la condición de “éxito en taquilla” en 2003. Durante el estreno de la tercera generación del modelo, en el Salón Internacional del Automóvil de Frankfurt, la prestigiosa revista alemana “auto motor und sport” preguntó a sus lectores qué coche compacto les había gustado más en el salón. El nuevo Opel ganó abrumadoramente con el 52 por ciento de los votos.

Con la cuarta generación Opel se saltó la letra “I” para evitar la confusión con el número “1”. Así, el Astra J adoptó en 2009 algunas de las avanzadas tecnologías de la exitosa berlina media Opel Insignia trasladándolas por primera vez al segmento compacto. Gracias a los faros AFL+ el Astra podía mirar hacia las esquinas, mientras la cámara frontal Opel Eye no sólo reconocía las señales de tráfico, también podía avisar a los conductores si corrían el riesgo de desviarse del carril.

Iluminando el camino: de los faros matriciales Intelli-Lux LED® al premio de Coche del Año

Continuando la tradición, el Astra K también destacó por su tecnología de iluminación. El “Coche del Año en Europa en 2016” fue el primero en introducir en el segmento de los compactos la iluminación matricial IntelliLux LED® completamente adaptativa que no provoca deslumbramientos; hasta entonces reservada a modelos premium y de lujo de segmentos superiores. Además, el nuevo Astra K volvió a apostar por el confort con la introducción de asientos delanteros ergonómicos con certificación AGR (Aktion Gesunder Rücken/Campaña por unas Espaldas más Saludables). Unos asientos que incluso podían disponer de funciones de ventilación y masaje similares a las del nuevo Astra actual.

Seis de los mejores: el Astra de 1991 a 2021

Con el anuncio del modelo 2021, el Opel Astra entra en su sexta generación y comienza una nueva era. Por primera vez este compacto estará disponible con propulsión electrificada, como híbrido enchufable con dos niveles de potencia, además de las versiones con motores de gasolina y diésel de elevada eficiencia. El nuevo Opel Astra supone también una declaración de diseño para el fabricante alemán: audaz y puro, con el nuevo frontal de la marca, el Opel Vizor, y la instrumentación digital Pure Panel.