Sociedad

Un habitáculo en calma y una avalancha de potencia en el Lexus LC Cabrio

foto-1El intenso sonido del motor es parte fundamental de la estimulante experiencia al volante del LC Cabrio

Técnicas de gestión del sonido adoptadas del superdeportivo Lexus LFA

La “armonía de los opuestos”: un gran sonido del motor al acelerar y un habitáculo silencioso al circular a velocidad constante

La tecnología empleada en la acústica suprime el ruido de baja frecuencia

Innovadoras técnicas de aislamiento y absorción acústica

Basta con subirse al Lexus LC 500 Cabrio, bajar la capota y pisar el acelerador. Al momento, la profunda nota que emite el potente motor anuncia una estimulante experiencia al volante.

Todo forma parte de la excepcional calidad sensorial que Lexus ha introducido en su primer modelo de capota de lona: del mismo modo que su estilo, poderoso y elegante, llama la atención, el sonido del motor despierta el espíritu. Generar la calidad auditiva perfecta era un objetivo importante para el equipo de desarrollo del vehículo, para el que se requería una gran precisión técnica.

INSPIRADO EN EL SUPERDEPORTIVO LFA

La atención que presta Lexus al sonido del motor se remonta al LFA, su exclusivo superdeportivo fabricado a mano. Los especialistas que trabajaron en su unidad de tracción V10 identificaron las distintas cualidades que se combinan para dar lugar al “ambiente” sónico ideal.

En el caso del LC Cabrio, había que buscar un equilibrio entre la potencia del motor y un nivel de silencio en el habitáculo que acabase con las ideas preconcebidas sobre conducir un descapotable; una ecuación que Lexus denomina la “armonía de los opuestos”.

Para maximizar el efecto, el sonido del motor cambia a medida que suben o bajan las revoluciones, y la sensación de potencia y urgencia aumenta al pisar el acelerador. La nota del tubo de escape también potencia el efecto. En cambio, al circular a velocidad constante, el sonido se suaviza, para poder mantener una conversación sin problemas con la capota bajada.

EL SONIDO PERFECTO DEL MOTOR

Un sonido continuo y vibrante es característico de un motor V8 de gran cilindrada con aspiración natural, como la unidad de cinco litros que propulsa al LC 500 Cabrio. Lexus se ha valido de tecnologías acústicas para combinar ese concepto con un sonido estereofónico con armonía espectral, intervalos de sonido perfectos agradables al oído.

También se emplea el Control activo del ruido para “limpiar” las frecuencias acústicas que se experimentan en el vehículo. Este sistema emite a través de los altavoces unos sonidos antivibraciones que contrarrestan las bajas frecuencias potencialmente desagradables del motor y la transmisión.

En el LC Coupé, se controla el ruido en el interior del habitáculo mediante un micrófono instalado en el techo, pero en el modelo descapotable, hubo que reubicarlo dentro del reposacabezas del conductor. Al estar más cerca del conductor, puede captar un mayor intervalo de frecuencias, pero fue necesario calcular un complejo algoritmo para asegurar que funcionase con precisión independientemente de la posición del asiento.

SILENCIO EQUIPARABLE AL COUPÉ

A pesar de que el LC Cabrio tenga una capota de lona, Lexus quería conseguir un habitáculo igual de silencioso que en el LC Coupé. Se crearon simulaciones acústicas para averiguar por dónde entraban los ruidos dominantes en el espacio, y así poder calcular la cantidad y ubicación del material aislante y absorbente necesario.

La zona para guardar la capota plegada, detrás de los asientos traseros, resultaba particularmente complicada, ya que era el camino de entrada al habitáculo del ruido de los neumáticos y el tubo de escape. No había suficiente espacio para añadir material de aislamiento acústico, así que, en lugar de eso, el equipo se propuso adaptar el material de los paneles. Al dejar pasar aire a través de la estructura y utilizar materiales aislantes al otro lado, toda la superficie del espacio de almacenamiento absorbe el ruido.

Puesto que se trata de una superficie visible, que forma parte del interior del vehículo, también tenía que funcionar estéticamente. Lexus valoró muchos materiales distintos antes de decidirse por uno que suele utilizarse para el revestimiento de los pasos de rueda. No solo cumple los requisitos de seguridad, sino que, al aplicarse con una mayor densidad, encaja estéticamente a la perfección.